miércoles, 14 de noviembre de 2012

Xica da Silva

Eso soy, una negra esclava DE LA PIJAAAAA.

Ay dios, el brazuca que me estoy comiendo no tiene nombre. Lo conocí por Grindr mientras corria en Megatlon como una cerda buscando bajar ese budin GAONA marmolado que se fijó en mi abdomen. Nos encontramos en la esquina de Rivadavia y Callao, en el Congreso. Cuando lo vi me enamoré. Era gigante. Enorme chicos, una mole, y lindo. Me puse tan al palo que pensé que iba a explotar en leche.

FOR DO IT SHORT, terminamos en los bosques de palermo enfiestadisimos al lado del planetario, en unos yuyos. Nos matamos, pero no cogimos. Cuando le agarré la pija la tenía toda enlechada mal, lo cual me volvió más loca aún. Hablabamos portugues porque él no hablaba ni inglés ni español, y yo no crean que hablo bien portugues. Soy una india y el 70% de las palabras que digo son españolas con entonación portuguesa, pero nos entendimos bien, y de paso cañazo pude practicar la lengua (humor trans jiji) mientras le chupaba esa pija gorda y lechera que tiene.

Mientras caminabamos, antes de que pasara todo esto del planetario, me contó que tuvo un novio argentino y que se turnaban para viajar. Me dijo que creía en el amor así, y que uno se podría ir a vivir al país del otro. Me chamuyó mal, o sea, dijo que yo era lo que buscaba, un argentino lindao con culo prominente. Me sentí un tanto puta, debo admitir, pero eso no impidio que me frotara el culo contra su verga. De hecho, llegado un momento, en bosques de palermo, cuando estaba encima de él con las piernas abiertas, estuve a punto de desabrocharle el pantalón y dejar que mi culo succionase su poronga como si de un agujero negro se tratase, pero no. Si quiero conquistarlo tengo que dejar algo para después. No puedo entregarle mi tesorito de inmediato.

Bueno, esa actitud de superada duró hasta ayer. Lo invité a mi casa y lo cabalgué tanto que ahora en facebook puse en mis hobbies: EQUITACION. Porque si señores, me siento una experta de la cabalgata. Se cómo montar una buena verga.

Me descosió el orto. Me bailó la hemorroide de una forma tremenda. Acabamos tres veces. Todo fue genial. Pocas veces me calentó tanto alguien. Además me acabó en el culo las tres veces por expresas ordenes mías. Yo, loba y maestra en la cama, lo miré fijo y le dije "quero sua porra no meu cu". Por si no entendieron la sutileza, quiere decir: quiero tu guasca en mi culo.

Ahora me dice cosas por whatsapp, onda "te quero", y no sé si quiere decir "I love you" o "I want you".  O sea, en español "te quiero" es siempre afectivo, pero en inglés no, y en portugués no sé. Igual no hace falta chamuyarme para llevarme a la cama. Soy mucho más fácil que eso. Me decís algo que me caliente y sin importar tu raza o religión, te monto la pija como si estuviese en el hipodromo arriba de un caballo compitiendo por el premio mayor.

Ay, me siento una poeta. Cuanta metafora en esta entrada, no?

LOS AMO. Hoy lo veo cuando salga de cursar. Mañana se va. Dormí 3 horas hoy. No doy más pero tengo ganas de que me rompa el culo por ultima vez.

Beijos.

5 comentarios:

Macho Alfalfa dijo...

Toda una poeta la Sandy. Gracias por la magia. Que se te cumplan todas las pijas ♥

la bonaerense dijo...

REVERENCIAS ANTE TI.

te amo

tu chamana.

Jesi dijo...

Nunca leí tantas veces seguidas referencias al semen. Sos Corín Tellado.

Raul dijo...

Love you mami!
Eres genial!

Valeria dijo...

jjajaja muy entretenido tu relato.
Extraño mi epoca de aventuras en palermo!
gracias por compartir